Desnudo artístico: Las mejores clases de dibujo en Londres

Es bien sabido que la oferta cultural de Londres abarca todos los ámbitos y gustos que uno pueda imaginar. El desnudo artístico no permanece al margen. Si te gusta el dibujo, quieres aprender a dibujar o simplemente disfrutas del arte en general y quieres probar cosas nuevas, tienes varias clases de dibujo de desnudo artístico en la ciudad del Támesis.

No te preocupes si eres principiante puesto que hay clases para todos los niveles. Y, ¿qué mejor para adentrárse en el mundo del dibujo que la anatomía humana? A continuación te mostramos cinco clases de dibujo de desnudos que podrás encontrar en esta sorprendente ciudad.

Clases de dibujo de desnudo artístico por Adrian Dutton

Adrian Dutton lleva organizando estas clases durante 12 años tras haber entrenado con algunos de los pintores actuales más aclamados en sus países. Sus clases, que se caracterizan por un estilo práctico están abiertas a todos los niveles de experiencia en el dibujo. Es la atmósfera grupal que siempre se crea la que hace estas lecciones tan especiales. Si quieres iniciarte y no tienes materiales, ellos te los proporcionan de manera gratuita. Se reúnen todos los días entre semana por la tarde en 4 lugares del centro y este de Londres. Si vas, no te pierdas las cervezas que se suelen tomar una vez acabada la sesión.

Clases libres de dibujo de desnudo artístico en Covent Garden

Estas clases de dibujo de desnudos no son “clases”, pues no hay un profesor que vaya alumno por alumno dando indicaciones. Sin embargo, si en su página web las definen como “las clases favoritas de dibujo de desnudos de Londres”, será por algo. Cada semana consiguen reunir a un conjunto heterogéneo de novatos y veteranos del dibujo con el denominador común del buen rollo. A pesar de su popularidad, su sala de Covent Garden es muy amplia, con más de 50 sillas y abundantes materiales. Además, las “clases” cuentan siempre con una modelo femenina y uno masculino, de manera que no lo dudes ni un segundo, porque hay un hueco esperándote. También se suelen reunir después para tomar algo en el pub de al lado. Las sesiones son todos los jueves de 7 pm a 9 pm.

Clases libres de dibujo de desnudo artístico del Grupo Dulwich

El Grupo de arte Dulwich es una asociación de diversos artistas que ofrece clases y talleres artísticos todos los días de la semana, excepto los lunes y los martes. Una particularidad es que las poses de los modelos se mantienen en las clases de la mañana y de la tarde para ayudar al trabajo sostenido de los alumnos. De hecho, en algunos casos mantienen la misma pose durante 2 ó 3 semanas, permitiendo una profundización en una técnica determinada.

Clases de dibujo de desnudo artístico con Boby Gill

Estas clases también están dirigidas a diferentes niveles de experiencia. Son clases en las que no hay unas reglas previamente establecidas, sino que se proporciona a los alumnos un estímulo visual sobre el que construir su obra. Toda norma artísitica se puede romper con tal de ver nuevas formas de ver el arte, y eso es lo que más interesa a la profesora Bobby Gill. Las clases de dibujo de desnudos se celebrán los martes, en las que se exploran diferentes acercamientos a este tipo de dibujo. Cada semana cuentan con un modelo diferente y trabajan con poses cortas y largas.

Clases de dibujo con el London Drawing Group

El London Drawing Group es un grupo de tres artistas contemporáneas que, a pesar de sus diversos enfoques y prácticas individuales, se juntaron por su amor y pasión compartida: el dibujo. Estas artistas organizan una gran cantidad de clases y eventos en todo Londres, desde tours por los mejores museos de Londres hasta domingos de “bebe y dibuja”. También ofrecen esporádicamente clases de dibujo con desnudo artístico, pero no tienen  un calendario fijo. La buena noticia: aceptan reservas privadas de grupos entre 8-16 personas para clases que no tengan actualmente en oferta.

Fuente: eliberico.com

Información relacionada:

El cuerpo desnudo como pieza de arte, curiosidad o estudio.
El arte siempre ha utilizado el cuerpo desnudo.
Un hombre desnudo en la Escola Superior de Disseny.
Modelos que posan desnudos para clases de arte relatan detalles de su profesión.
La modelo desnuda.

El desnudo en el arte

El desnudo en el arte es una constante desde épocas inmemoriales, el conocimiento de la historia de ese arte del desnudo o desnudarte puede estudiarse por diversos medios, publicaciones, libros, museos, etc. en nuestro tiempo también en Internet.

Y es en Internet donde encontramos una web que trata de eso, del desnudo en el arte a traves de diferentes disciplinas, pintura, ilustraciones, escultura o fotografía, etc. esta web está creada por Miguel A. Ramírez, una persona que además de amante y estudioso del arte es naturista nudista, por lo que no se podría encontrar mejor conjunción ni sitio en la red para sumergirnos en el conocimiento del arte del desnudo gracias a las más de 400 entradas o referencias publicadas hasta ahora de otros tantos artistas de más de 40 países, que de una manera u otra trabajan con el desnudo humano como fuente preferente en la realización de sus obras.

Con tres índices, uno de artistas por orden alfabético, otro ordenado por países, y una cronología para contextualizar temporalmente a los artistas y poder relacionarlos dentro de la Historia del Arte, es facilísimo buscar aquellas referencias que puedan interesarnos ver y disfrutar gracias a la información contenida sobre dichos artistas, con datos concisos pero precisos, y como suele decirse “lo bueno si breve, dos veces bueno”, las referencias de cada artista cumplen con este dicho, además de la decena de imágenes que acompañan a cada referencia.

Por si esto fuese poco, Miguel ha trabajado recientemente en su libro (en formatos pdf y epub) titulado “Visiones sobre el desnudo masculino en el arte contemporáneo”, que se corresponde con su trabajo de “Fin de Postgrado en Arte Contemporáneo, Universitat Oberta de Catalunya 2017”,  un compendio apreciable de la transcendencia, historia, identidad, y otras consideraciones sobre el desnudo masculino a través del tiempo y del arte, tema poco tratado hasta ahora por lo que esta publicación puede considerarse singular en muchos aspectos, y que aunque no se encuetra publicado en papel (que sepamos, al menos de momento) si se puede solicitar gratuitamente siguiendo las instrucciones de bajada en su web donde se indica como hacerlo.

Por supuesto, si no conocéis esta magnífica web os recomiendo una visita, y os aconsejo dedicarle un tiempo pues puedo garantizaros que se pueden dedicar horas a su exploración y seguramente no se verían todos sus contenidos.

Juanjo

Información relacionada:

El desnudo masculino, del pretexto a la libertad.
Desnudo (fotografía) el arte y la técnica.
La liberación del desnudo masculino en el siglo XX.
El cuerpo desnudo como pieza de arte, curiosidad o estudio.
El arte siempre ha utilizado el cuerpo desnudo.
El desnudo fotográfico desde 1836.
La historia de la fotografía de desnudo.
Maestros del desnudo.
Evolución del desnudo en el arte.

Desnud Arte: Howard Schatz

Howard Schatz es un oftalmólogo y fotógrafo norteamericano (nacido en 1940, vive actualmente en Nueva York).

Howard ha sabido captar con exquisita elegancia la belleza de un cuerpo desnudo tanto él masculino como femenino, y realizar magníficas imágenes ralacionadas con el ballet y la plasticidad de los cuerpos.

“Estoy interesado en la estructura física y el movimiento. Poco después de llegar a Nueva York, trabajé sobre la danza durante uno o dos años. Luego fotografié danza submarina. Y atletas, además de un proyecto sobre el movimiento. Dejo la cámara abierta y le suministro luz; hay infinitas posibilidades. Adoro ver; nunca es bastante lo que puedes ver”. Howard Schatz.

La obra de Howard abarca un amplio abanico temático. Ha enfocado su cámara sobre el mundo del deporte, la danza, el embarazo, los recién nacidos, la botánica, los sin techo, el retrato de personalidades, artistas actuando, fotografía submarina y más.

“He aprendido que la gente tiene que estar abierta y libre frente a una cámara, así que la entrevista es muy importante. Los dejo ser el centro de atención, porque si los sujetos sienten que tú estás interesado, confiarán en tí frente a la cámara”. Howard Schatz.

Las fotografías de Howard Schatz se exhiben en museos y galerías de fotografía a nivel internacional y se incluyen en innumerables colecciones privadas. Él ha recibido la aclamación internacional para su trabajo que se ha publicado en dieciocho monografías.

Mayo de 2015 marca la publicación de una monumental retrospectiva de dos volúmenes de 25 años de la obra de Howard Schatz: Schatz Images: 25 Years.

Ha publicado más de 20 libros y su obra está presente en las colecciones permanentes del Centro Internacional de Fotografía, el Musee de L’Elysee, el Museo de Arte de la Universidad de California, el Museo de Oakland y en colecciones privadas de todo el mundo.

Más información, exposiciones, porfolios, libros, biografía, etc. en su website: Howard Schatz.

Nota: Haciendo clic sobre cualquiera de las fotografías puedes visualizarlas en sus tamaños originales, en modo “pase de diapositivas”.

Fotografía de desnudo

Nunca es tarde para iniciarse en la fotografía artística del cuerpo humano.

La larga tradición del desnudo en el arte nos ha dejado muchos genios, obras, polémicas y, por supuesto, fotografías. Desde los orígenes de la fotografía encontramos el desnudo artístico como tema. Ha servido para mostrar la belleza del cuerpo humano, pero, sobre todo, ha sido un vehículo para transmitir abstracciones, formas y universos personales (obsesiones, pasiones, fobias…).

Foto Jesús León

La fotografía de desnudo, pues, ha sufrido muchas etapas pero siempre esta ahí. Por eso, es un género constante y presente y muchas veces tabú y que cohibe a muchos fotógrafos que les atrae pero que no lo llevan a cabo. Pero nunca es tarde para iniciarse, así que vamos a desglosar algunos consejos y vamos a conocer a algunos autores para quien quiera sumergirse en ese maravilloso mapa que es el cuerpo humano con todo lo que conlleva y puede representar.

Lo primero: desarrollar una idea

Como todo trabajo artístico debemos, en primer lugar, desarrollar una idea. Es el punto de partida y el que condicionará el tipo de imágenes que vamos a buscar y cómo las vamos a realizar. Tenemos que plantearnos preguntas y de ahí tendremos un primer esbozo de proyecto: ¿para qué queremos fotografiar un cuerpo desnudo? ¿qué queremos transmitir?…

En muchas ocasiones buscaremos simplemente la belleza, una buena iluminación y algo directo y fresco. Pero si queremos llevar a cabo un trabajo más elaborado y que desarrolle nuestra creatividad mejor debemos plantear una idea más o menos profunda y desarrollada sobre la que desarrollar nuestras fotografías de desnudo.

Foto Robert Mapplethorpe

Para los que se inician en este tipo de fotografía lo mejor es comenzar mirando el trabajo de grandes maestros, ver cómo desarrollan sus ideas y cómo las plasmam en fotografías. Desde entender lo que quieren transmitir a detalles tan sencillos como el tipo de desnudos, si masculinos o femeninos, en estudio con luz artificial o natural y, por supuesto, las poses, el encuadre y la composición.

Un consejo añadido: si no queremos “imitar” y tampoco tenemos muy claro hacia dónde queremos ir, no pasa nada. Podemos empezar con una primera sesión, experimentar y ver lo que nos encontramos, sensaciones, ideas que nos surgen y empezar a perfilar esa idea, estilo o estética concreta a la que queremos llegar. Veremos que no es fácil arrancar, pero la fotografía de desnudo y la fotografía conceptual requiere trabajar bien la idea y planificar bien todos los detalles.

En busca de un modelo

Para llevar a cabo una sesión de fotografía de desnudo necesitaremos de un modelo. El autorretrato puede ser una opción, pero añade una dificultad añadida, así que lo ideal es buscar a alguien que quiera posar desnudo para nuestra cámara.

Al tratarse de fotografía de desnudo hay que ser bien claro y tener todo planificado para no llevar a confusión. Lo ideal es buscar algún amigo o amiga, familiar o alguien cercano, así con cierta confianza puede ser más fácil romper el hielo. Y si no tenemos a nadie que se preste siempre podemos contratar a un modelo profesional.

Otra opción muy frecuente es a través de intercambio o TFCD (Time for CD), que no es otra cosa que un intercambio entre modelo y fotógrafo sin dinero de por medio. La modelo posa sin coste y a cambio se le entregan fotografías de la sesión y viceversa. El fotógrafo realiza el trabajo de fotografía a cambio de entregarle a la modelo un número de determinado de las imágenes realizadas. Esta opción es muy adecuada cuando se está comenzando aunque es aconsejable hacerlo bien, con un contrato y tener todo bien atado para evitar confusiones para ambas partes.

Importante recalcar el uso que haremos de las fotos (para nuestro portolio, mostrar online,…) y el que tendrá las fotografías que entregamos a la modelo de intercambio (que solo sean para su book, que no pueda venderlas…), así como otros detalles sobre dar siempre el crédito al autor y a la modelo.

A la hora de elegir modelo, ya tenemos que buscar lo que nos guste o queramos trabajar. El desnudo femenino es el más frecuente, pero no podemos obviar el masculino. Además del tipo de modelo: joven, mayor, delgado, alto, tatuado, de alguna raza concreta…

La sesión con modelo desnudo

Foto Nino Veron

Insisto en la importancia de tener todo bien planificado, aunque nos guste la improvisación, en este tipo de fotografía y cuando se trabaja con modelo más nos vale tener todo bien organizado para sacar el máximo provecho a la sesión. Hay que determinar bien el tiempo que vamos a emplear, dónde se va a realizar (lo ideal es un estudio o bien un lugar cómodo donde podamos improvisar un estudio) y lo que vamos a necesitar (peluquería, maquillaje y preparación de la escena: fondo, atrezzo, objetos…).

Del mismo modo, tenemos que ver si tenemos opciones para utilizar iluminación de estudio o bien optamos por la luz natural. Esto condicionará el lugar que tendremos que tener preparado para conseguir los mejores resultados. La luz natural puede ser un buen punto de partida y nos podemos ayudar de reflectores para potenciarla.

También podemos estudiar una opción en exteriores, para lo cual también tendremos que seguir los mismos pasos: encontrar la localización adecuada, la luz y todo lo que necesitemos trabajar cómodamente. Un ejemplo clásico en este sentido puede ser el fotógrafo Wynn Bullock:

A la hora de trabajar con un modelo, ya sea mujer u hombre, desnudo debemos intentar mantener una situación relajada, donde cada uno sepa lo que tiene que hacer pero sin caer en el encorsetamiento. Hay que ganarse la confianza del modelo para que pueda posar y colocarse como le indiquemos. Así que puede ser de gran ayuda no estar solos y tener a alguien de asistente.

No resulta fácil enfrentarse a una sesión con un modelo desnudo, puede hacer que afloren nuestros miedos, inseguridades o que nos cohibamos… por lo que es de gran ayuda contar una buena planificación, relajarse y disfrutar. Porque, al final no es mucho más que una sesión de retrato y cuanto más naturalidad consigamos mejores resultados podemos obtener.

Traza líneas rojas

Esto es un punto que puede ser conflictivo. El desnudo artístico se puede entender de muchas formas pero siempre hay que tener claro donde está el límite. Donde es fotografía artística y donde empieza a convertirse en otra cosa (fotografía erótica, aunque puede serlo igualmente o bien pornografía). Ese límite debemos tenerlo claro y debemos transmitirlo igualmente a nuestro modelo. Dejar claro lo que buscamos, lo que queremos mostrar y cómo hacerlo.

Habla y crea un clima cómodo

Es vital que no nos escondamos tras la cámara y nos limitemos simplemente a encuadrar y disparar. Debemos crear un clima cómodo y relajado donde nuestra modelo pueda sentirse bien y posar sin tensión. Hay que ganarse su confianza y lo mejor es hablar y dialogar. Si en algún momento se produce una situación incómoda o de tensión, pues hay que saber cambiar o parar si es necesario. Ya que esto se aprecia en el retrato, si la modelo no está cómoda o relajada la foto no va a funcionar bien.

¿Qué equipo utilizar?

No es necesario ningún equipo especial, aunque algo que sí nos será muy útil es una óptica de calidad entre un 35 mm y un 120 mm (dependiente del tipo de foto y el espacio que dispongamos), un trípode y reflectores. Si vamos a trabajar con luces de estudio, pues necesitaremos los correspondientes flashes y modificadores. No debemos obsesionarnos con tener un equipo muy amplio y completo, para comenzar podemos trabajar con nuestra cámara. Aquí la importancia está en desarrollar la idea y experimentar más que en la tecnología a usar.

La iluminación: la clave para transmitir

Foto George Agasandian

Si no estamos muy puestos en iluminación de estudio podemos pedir ayuda o probar con un esquema muy simple. Podemos usar luz natural y reforzarla con luz continua de una lámpara o bien podemos usar un punto de luz con flash.

Es clave tener claro cómo iluminar un cuerpo desnudo porque con ello dependerá de cómo se muestra y lo que transmite, así que ideal si previamente a una sesión de desnudo podemos hacer las pruebas oportunas y determinar qué luz es la que mejor se adecua a lo que queremos transmitir.

Podemos optar por fotografías en clave alta o clave baja, jugar con los elementos de la escena, primeros planos… incluso con la temperatura de color. Todo encaminado potenciar lo que estemos buscando, ya sea definir o potenciar determinadas formas con luz dura o las texturas con luces suaves.

Cómo posar para la fotografía artística de desnudo

Foto Romay WG

Es otra de las claves. Determinará lo que mostramos y lo que queremos contar. Podemos optar por poses naturales donde potenciar la belleza con una mirada directa a cámara (en un estilo más cercano a la fotografía de moda o glamour), o bien podemos buscar otras opciones donde la creatividad entra más en juego.

Debemos decidir si queremos mostrar el cuerpo explícitamente o preferimos sugerir, mostrar parcialmente. Lo ideal es que la modelo no mire directamente a cámara o, si lo necesitamos, que lo haga expresando algo concreto.

Tengamos en cuenta que para el posado también dependerá del modelo. Si es más mayor o menos flexible condicionará el tipo de posturas. En todo caso deja también que tu modelo colabore, improvise y ofrezca más opciones a la hora de posar. A veces nos podemos sorprender y encontrar algo que no esperábamos y que nos funciona muy bien.

Aprende de los mejores fotógrafos de desnudos

Como indicaba al comienzo, buscar un punto de partida entre el trabajo de los grandes fotógrafos nos puede ayudar a orientarnos. Del mismo modo si queremos seguir desarrollando nuestras ideas y planetar más fotografías de desnudo.

Nos podemos sumergir en el universo de grandes clásicos del género como Edward Weston, Bill Brandt, Man Ray o Lucien Clergue, o bien otros con estilos diferentes como Helmut Newton o Patrick Demarchelier más cercanos al mundo de la moda.

Podemos ir más allá y utilizar el desnudo para mostrar obsesiones, fantasmas o simplemente proyectar frustraciones, deseos, pasiones, sueños… y para ello debemos sumergirnos en el universo personal de autores tan destacados como el checo Jan Seudek o el japonés Nobuyoshi Araki, así como el controvertido Robert Mapplethorpe (muy destacado por su trabajo con desnudos masculinos, por cierto).

La fotografía de desnudo también ha sido cultivada por muchos fotógrafos no necesariamente especializados en este género, pero que sí lo han explorado con talento. Ejemplos hay muchos, desde Lee Friedlander a Joel Meyerowitz, desde Harry Callahan a Emmet Gowin.

Entre los autores contemporáneos más destacados podemos apuntar diferentes estilos tan personales como los de Bettina Rheims (desnudos con toque de erotismo), Bill Henson (polémico con sus imágenes oscuras y llenas de misterio), Todd Hido (con retratos de ficción fascinantes), Tamara Lichtenstein (captura la juventud y muy activa en redes como Instagram) o Jocelyn Lee (retratos escenificados) entre otros.

O los más cercanos a la fotografía de moda y glamour como Peter Lindbergh (prestigioso retratista y fotógrafo de moda) o Russell James (famoso por ser el fotógrafo de los ángeles de Victoria’s Secret).

¿Y españoles? No podemos olvidarnos de grandes nombres en este género que tenemos más cerca como Miguel Oriola, el gran Rafael Navarro, mi amigo Rafael Roa (que cuenta con un blog de referencia en este género) o el más joven Pablo Almansa.

Fuente: Xataka.com/fotografía Autor: Jesús León @jesusleong

Información relacionada:

La historia de la fotografía de desnudo.
Corpografía: El cuerpo en la fotografía contemporánea.
La liberación del desnudo masculino en el siglo XX.

Desnud Arte: Tomas Rücker

Tomas Rücker es un fotógrafo nacido en la República Checa cuyo trabajo se centra principalmente en recrear un escenario visual y artístico del cuerpo femenino, fusionando el cuerpo dentro del paisaje y la naturaleza.

Su obra se centra en el desnudo artístico femenino donde, el blanco y negro y, los atléticos cuerpos de sus modelos, se alían para crear un mundo de formas y luces.

Cuida el conjunto, encuadres y composiciones para que nada se salga del tono previsto, un tono sensual y atractivo que acerca la fotografía a la escultura. Todo está medido y calculado, no hay espacio para la malinterpretación de sus imágenes.

Esta serie de cuerpos desnudos crean esculturas perfectamente mimetizadas con la tierra y la naturaleza.

El epicentro de su obra es el cuerpo femenino enmarcado en blanco y negro, cuyas fotografías le sirven al fotógrafo para crear insólitos mundos oníricos de formas y composiciones casi mágicas. Sensualidad, elegancia, naturaleza y belleza forman un círculo visual perfecto.

Vídeo relacionado:

Tomas Rücker: “Prefiero trabajar con modelos con menos experiencia formal y basar nuestra cooperación en una buena y cercana interacción interpersonal en vez de que posen formalmente durante las sesiones. Tiendo a trabajar con mis modelos durante largo tiempo, para desarrollar confianza y una cooperación espontánea. No siento que esté influenciado por ninguna corriente comercial o fotógrafos, y tampoco siento estar atado a limitaciones técnicas estrictas. Pero creo que las palabras no son lo importante… ¡lo mejor es ver las fotos!”.

Más información, exposiciones, porfolios, libros, biografía, etc. en su website: Tomas Rücker.

Nota: Haciendo clic sobre cualquiera de las fotografías puedes visualizarlas en sus tamaños originales, en modo “pase de diapositivas”.